En sus palabras previas al rezo del Ángelus en la Plaza de San Pedro este 6 de agosto en el Vaticano, el Papa Francisco aseguró que el evento de la Transfiguración del Señor invita a reflexionar sobre la importancia de desprenderse de las cosas mundanas y así encontrar a Jesús para estar al servicio de los hermanos necesitados. "La subida de los discípulos hacia el monte Tabor nos lleva a reflexionar sobre la importancia de desprendernos de las cosas mundanas, para efectuar un camino hacia lo alto y contemplar a Jesús. Nos ofrece un mensaje de esperanza –así seremos nosotros, con Él– nos invita a encontrar a Jesús, para estar al servicio de los hermanos", indicó el Pontífice en el marco de la fiesta de la Transfiguración del Señor.